Friday, December 16, 2016

Cancillería, pasaporte electrónico, canasta navideña y sobreprecio impune

Señal de Alerta
por Herbert Mujica Rojas
16-12-2016

Cancillería, pasaporte electrónico, canasta navideña y sobreprecio impune

Pocos días atrás, conmovió hasta la indignación que en el Congreso se otorgaran canastas navideñas por un monto individual de hasta S/ 920. Las protestas han sido múltiples, por doquier cundió la congoja y amargura frente a un hecho muy discutible.

Escandaloso sobreprecio

Pero hace un año la Cancillería del Perú, no la de otro país, la nuestra, compró con sobreprecio de S/ 53’000,000 de soles, pasaportes electrónicos (400 mil), al monopolio franco-mexicano Imprimerie Nationale-Gemalto, favorecido con descaro por el gobierno de Ollanta Humala.

Groseras diferencias

La Superintendencia Nacional de Migraciones compró al mismo monopolio, el 2015, Imprimerie-Gemalto, la cantidad de 1’200,000 pasaportes electrónicos al precio unitario de S/ 85.28

La suma asignada, en un segundo proceso, a Cancillería, creció, nadie sabe cómo, hasta S/ 86’964,000 para la compra de 400 mil, pasaportes electrónicos y porque se dobló el requerimiento inicial que era por la mitad, es decir, 200 mil e-pasaportes.

El primer proceso en Cancillería fue tumbado sospechosamente en el primer semestre del 2015. Y ahora entendemos que habían motivos “importantes”.

Dividida la suma entre las unidades, se obtiene el precio individualizado en soles de S/ 217.41.

Resta elemental

La diferencia entre las compras de Cancillería (S/ 217.41) y Superintendencia (85.28) es de S/ 132.13

Simple operación

Entonces, si se multiplica S/ 132.13 x 400,000= S/ 52’852,000. ¿Y dónde están?. Y para que nadie se olvide de la interrogante: ¿y dónde están?

No hay pero que valga

Nótese que Superintendencia ya había pagado software, hardware, sistema, medidas de seguridad. ¿Por qué tenía que ser más caro el pasaporte electrónico de Cancillería si el Estado ya había asumido buena parte de los costos al mismo monopolio Imprimerie Nationale-Gemalto.

¡Es más: en las bases de Cancillería se especifícó que el pasaporte electrónico, tenía que ser idéntico al de Superintendencia.

Pero, el pero de siempre: el precio fue: ¡S/ 53 millones DIFERENTE! ¿O no fue así?


Post a Comment